De interés

05 febrero 2019

La exposición «Fábrica de recuerdos – Memoria de la industria en Canarias» recupera elementos singulares del patrimonio industrial del Archipiélago, en el Centro de Arte La Regenta



La exposición «Fábrica de recuerdos – Memoria de la industria en Canarias» recupera elementos singulares del patrimonio industrial del Archipiélago, en el Centro de Arte La Regenta // CanariasCreativa.com

 

Esta exposición nace con el objetivo de hacer visibles los elementos singulares del patrimonio cultural de la industrialización en Canarias. Plantea la divulgación de una parte desconocida e infravalorada de nuestro patrimonio histórico, el patrimonio industrial. Se inaugura el próximo día 15 de febrero a las 20:30h. y quedará expuesta hasta el 6 de abril 2019, con entrada libre.

Dentro de los conjuntos patrimoniales emergentes más novedosos se encuentra el derivado de los procesos de manufacturación: el patrimonio industrial. Es el benjamín de todos los patrimonios porque comprende un conjunto de instalaciones, máquinas y piezas que han sido utilizadas hasta fechas relativamente recientes. En cierto modo, éste es uno de los motivos que explicaría el hecho de que la mayor parte de la población no lo considere digno de ser recuperado y valorado al estar alejado del concepto tradicional patrimonial. En la actualidad, el término patrimonio industrial está totalmente admitido y reconocido. Lo componen los restos de la cultura industrial que poseen un valor histórico, tecnológico, social, arquitectónico o científico, y está integrado por bienes materiales muebles (máquinas, motores, herramientas, utillajes y artilugios empleados en los procesos de producción) e inmuebles (fábricas, talleres, infraestructuras hidráulicas, etc.) Desde el punto de vista cronológico, lo conforman los vestigios industriales heredados del periodo comprendido entre finales del siglo XVIII hasta el desarrollo de la automatización, en la segunda mitad del siglo XX.
 
Las infraestructuras, edificios e instalaciones fabriles, especialmente cuando ha cesado su actividad, son considerados una rémora del pasado y un lastre en el desarrollo urbanístico. De este modo, las grandes y, a veces, toscas instalaciones industriales en desuso son demolidas y reemplazadas por nuevas estructuras, puesto que no existe aún la conciencia generalizada de que ellas son el ejemplo vivo de un pasado histórico no tan lejano en el tiempo. Constituyen una muestra clara del valor cultural y social de los procesos productivos que marcaron toda una época en cada lugar, un capítulo en la historia económica, social y cultural. Por lo que se refiere al patrimonio mueble, constituye uno de los conjuntos patrimoniales más destruidos o más susceptibles de serlo debido a múltiples factores. En primer lugar, la falta de una adecuada valoración que facilita su abandono y dificulta su comprensión. Otro factor determinante es la pérdida de la funcionalidad y uso de estas maquinarias por el constante avance y renovación tecnológica o por la necesaria reconversión derivada de la productividad, lo que origina un número de bienes obsoletos, a los que hay que ofrecer nuevos usos alternativos si se quieren conservar. Ese lógico avance en los sistemas de producción industrial repercute negativamente en ambos tipos de bienes: muebles e inmuebles. El cese de la actividad productiva genera el abandono y consecuente deterioro de instalaciones que, al estar ubicadas frecuentemente en espacios urbanos altamente cotizados para la especulación inmobiliaria, son demolidas sin remedio.
 
Hecho relevante ha sido, sin duda, la inclusión del patrimonio industrial como figura nueva de protección del patrimonio cultural de Canarias, dentro de la modificación parcial de la Ley de Patrimonio Histórico de Canarias del año 1999. En este último caso, resultan merecedores de protección los vestigios industriales existentes en Canarias de los siglos XIX y XX. Esto último supone un indudable paso adelante en las políticas de valoración del patrimonio industrial como parte integrante del patrimonio histórico de Canarias.
 
Esta exposición nace con el objetivo de hacer visibles los elementos singulares del patrimonio cultural de la industrialización en Canarias. Plantea la divulgación de una parte desconocida e infravalorada de nuestro patrimonio histórico, el patrimonio industrial. Las antiguas y obsoletas maquinarias, herramientas y artilugios mecánicos, se convertirán en piezas museables, testimonios del mundo del trabajo, de la actividad económica y técnica de un pasado no tan lejano en el tiempo.
 
Ciento setenta años después de la primera muestra sobre industrias en Las Palmas de Gran Canaria, la Dirección General de Patrimonio Cultural del Gobierno de Canarias, ofrece una exposición que engloba los elementos más representativos del patrimonio industrial (mueble e inmueble) del Archipiélago. De esta manera, se dan a conocer las especificidades de las islas, los símbolos de identidad de cada sociedad, rindiendo al mismo tiempo un sentido homenaje a los industriales y empresarios que sentaron las bases sobre las que se ha construido buena parte de nuestra realidad presente.
 
 
Fechas: Del 15 de febrero al 6 de abril 2019. Inauguración: Viernes 15 de febrero, a las 20:30 horas
 
Entrada gratuita
 
Visitas guiadas y talleres gratuitos para centros educativos y colectivos sociales.
Contactar con el DEAC para reservar plaza, grupos limitados.
 
c/ León y Castillo, 427
35007 Las Palmas de Gran Canaria
Islas Canarias – España
 
Horario de sala
Martes a viernes de 10:00 a 14:00 y de 17:00 a 21:00 horas /
sábados de 10:00 a 14:00 horas / domingos, lunes y festivos cerrado

 

La exposición «Fábrica de recuerdos – Memoria de la industria en Canarias» recupera elementos singulares del patrimonio industrial del Archipiélago, en el Centro de Arte La Regenta // CanariasCreativa.com





Comentarios


¿Quieres colaborar con nosotros?
es un concepto original de desarrollado con la colaboración de Clickantia.com
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información